Australia

Pasos para sacar la Work & Holiday visa para Australia

Si caíste por acá, es porque te interesa sacar la visa “Work & Holiday” para ir a Australia (o te interesa averiguar y leer un poco cómo es el asunto, y después convencerte de sacarla). Mi idea con este post es contar cómo fueron los pasos que tuve que seguir, y obviamente relatar los problemas / demoras / incidentes que me ocurrieron. Porque nada es tan fácil como parece…

Nobleza obliga, una aclaración primero: hay una página que es la BIBLIA para todos aquellos pensando en aplicar a esta visa, tanto para irse a Australia como a Nueva Zelanda. Sin esa página, todavía estaría esperando mi visa en la puerta de la Embajada. Les recomiendo que la miren, tiene todo lo que necesitas para tramitarla, y además experiencias de viaje, consejos, videos, fotos… es una gran ayuda, super valiosa y su autor la comparte gratis, para que esté a disposición de todos. Un genio. Link a la página salvadora, aquí.

Dicho esto, voy a empezar por el principio y espero que les sirva mi experiencia!

El listado de requerimientos que se necesitan para sacar la visa es el siguiente:

  • Tener pasaporte argentino.
  • Encontrarse fuera de Australia al momento de presentar su solicitud de visa.
  • Edad para aplicar: entre 18 y 31 años.
  • No se puede viajar con hijos.
  • Contar con un nivel de conocimiento del inglés evaluado como “funcional”.
  • Poseer estudios terciarios, o haber terminado al menos 2 años de estudios universitarios de grado.
  • Contar con fondos suficientes para la estadía en Australia (al menos 5000 AUD) + dinero para el pasaje de regreso.
  • Suministrar una carta del Gobierno Argentino que respalde tu participación en el programa y que incluya una declaración de su Gobierno aprobando su estadía.
  • Reunir los requisitos médicos.

Fuente: página de la Embajada de Australia en Buenos Aires

Entonces, ¿por dónde empezar?

  • Constancia de idioma inglés.-

Yo tenía rendido el First Certificate. Pensé que con eso me iba a alcanzar para demostrar conocimiento del idioma, el cual manejo en mi trabajo por suerte. Pero no, no servía. Tenía que rendir otro examen para poder validar esto.

Estábamos en Mayo cuando empezaba a “picarme el bichito” de irme a Australia.
Como conté en este otro post, no me quedó otra que retomar las clases de inglés. Una amiga me presentó a Susan, una profesora divina, de las personas que más me incentivó con todo el tema de irme, y que me ayudó a volver a hablar fluidamente, a redactar compositions otra vez, y también fue un oído maternal con quien yo podía descargarme. Ella realmente me empujaba a que me animara, a que tomara coraje y lo intentara. Le estaré agradecida siempre. El 11 de Julio rendí el examen que tenía que rendir, y me fue bárbaro por suerte. Con mi certificado, ya podía validar el idioma.

.

  • Constancia de estudios.-

Leo en internet que para acreditar que fuiste a la facultad se necesita un certificado analítico de materias aprobadas. Estamos en Septiembre, llamo a la facultad, y me dicen que ese papel cuesta $20 y demora 10 días hábiles. Ah, y que tengo que presentar la libreta. Pero yo no tengo la libreta, está en la facultad porque estoy tramitando el título (me recibí en 2014). “Ahh, entonces analítico no podés pedir.” (?)
Por suerte, se me ocurre que un certificado de título en trámite también puede llegar a servir, total yo ya estoy recibida y la embajada pide “constancia de haber completado dos años de estudios de grado”. Y yo los completé todos… Fui a la facultad, pagué los $6 que cuesta el trámite, y tuve que volver a buscarlo al día siguiente porque ese día “no lo podían hacer“: gasté más yendo y viniendo a la facultad que lo me costó el certificado. Sólo en mi facultad Tesorería abre de 10 a 16, y el Departamento de Títulos, de 9 a 13, y de 16 a 19. Hay que hacer malabares para llegar a hacer todo en un mismo día… pero bueno, cuando tuve en mis manos el certificado firmado por el Secretario Académico, sonreí.

.

  • Carta del Gobierno Argentino que respalde mi participación en el programa.-

[La versión corta dice que para obtener este papel, hay que hacer dos cosas: conseguir un Certificado de Antecedentes Penales, y firmar ante escribano público y legalizar una Declaración Jurada que se descarga de la web de la Embajada. Llevar esos dos papeles a la Cancillería y en 72 hs obtenés tu carta.]

Para el primer punto, tuve que sacar turno en el Registro Nacional de Reincidencia. En este link, saqué el primer turno disponible a las 8 am (una semana después). El día que fui, con fotocopia de DNI en mano, hicimos una fila, verificaron que era yo la que iba a hacer el trámite, y luego de unos minutos me tomaron las huellas digitales y me hicieron firmar unos papeles. Un trámite muy rápido y bastante organizado. Diez días después, obtuve mi certificado en formato PDF. Este trámite me costó $60. Por más plata, se consigue en menos días. En la página están los costos y los plazos.

Para lo segundo, necesitaba firmar la declaración jurada (que se descarga de la página de la Embajada) frente a un escribano público. No conozco abogados ni escribanos. Me había ido el día anterior al Colegio de Escribanos de la ciudad de Buenos Aires a preguntar dónde podía firmar esa declaración… me dio un listado de 15 hojas con todos los escribanos de la ciudad de Buenos Aires. “Llamá a cualquiera“, me dijo el amable chico de la Mesa de Entradas, “y sino, por la zona de Tribunales está lleno de escribanos, y vas sin turno, que te atienden directo“.

Esa mañana que salí del Registro de Reincidencia, pegaba fuerte el sol de la mañana y yo con el tiempo justo para irme a la oficina, y andaba buscando una escribanía como quien busca un kiosco. Estaba todo cerrado. Y no veía escribanías abiertas. Pregunté a los encargados, y me decían que era muy temprano, que “acá tenés que venir después de las 10“, que sin turno es raro que te atienda alguien… Cuando me estaba por dar por vencida, encontré una fotocopiadora y en el medio de muchos carteles, una pequeña leyenda que decía “Aquí Legalizaciones“. Entré, pregunté si podía firmar mi papel allí, y escuché el hermoso “sí, acá se puede“. Salió del fondo del local una joven escribana, y pum, así de la nada yo firmé y ella firmó por $300. Estuve afuera del local diez minutos después, y me fui a la oficina a trabajar. Por si a alguien le sirve, el local se llama Copy Luar.

Al día siguiente, me fui al Colegio de Escribanos otra vez, ahora para legalizar el papel que había firmado el día anterior con la escribana. A pesar de que estaba bien temprano ahí, ya llegaba tarde a la oficina otra vez, porque las legalizaciones son a partir de las 9.30. Hice la fila, y cuando me atendieron por caja y pagué unos $250, me dicen que vuelva en una hora. “Es lo que demoran en legalizar“. Ya mi nivel de enojo se notaba en mi cara. ¿Una hora para poner un sello? Pero no podía hacer otra cosa. Me fui indignada a trabajar, y al mediodía tuve que volver a salir sólo para retirar este papel. Que ahora brillaba con su sello de legalizado, y la firma de otro escribano que daba fe de que mi papel era original, y que yo era yo… en fin.

Ahora con estos dos papeles (Certificado de Antecedentes PenalesDeclaración Jurada firmada y legalizada) me fui a la Cancillería (Esmeralda 1212, CABA). Allí presenté el sobre por Mesa de Entrada, y a las 72 hs mi hermana retiró la nota, cosa que pudo hacer porque yo firmé una especie de poder donde la autorizaba a ir por mí, y ella fue con fotocopia de mi documento.

.

  • Contar con fondos suficientes para la estadía + dinero para el pasaje de regreso.-

Yo soy bastante ahorradora. Para mis vacaciones trabajo, recorto gastos, salgo menos, no me compro nada. Pero me voy de viaje y tengo mi plata, y la gasto como quiero. En esta oportunidad, tampoco quería pedirle plata prestada a nadie… hace un año y medio había empezado a ahorrar, cuando no se me cruzaba Australia por la cabeza. Y fiel trabajo de hormiga, separaba todos los meses un porcentaje del sueldo y lo iba guardando. Haciendo de cuenta que nunca había tenido ese dinero. Pero bueno, igual llegó el día de presentar todos estos papeles y no llegaba ni de casualidad al monto que me pedían.

5000 AUD son 3700 USD aproximadamente, y a eso hay que sumarle otros 2000 USD de pasaje. Casi 6000 dólares. No juntaba este dinero ni soñando.

¿Entonces qué hice? Llevé el resumen de cuenta de mis cajas de ahorro en pesos y en dólares, y dos resúmenes de tarjeta de crédito distintas. Es decir, entre cuatro cosas, llegaba más o menos al monto que pedían, pero eran cuatro cosas, cada una con un puchito la verdad. Pensé que no me lo iban a aprobar, pero funcionó.

Lo que hay que tener en cuenta es que las tarjetas de crédito que presenten tengan algún adicional. Y si usan la tarjeta de alguno de sus padres, tienen que acompañar con una nota/permiso.

Eso fue todo.
Terminada la odisea, ¡en unos 20 días junté todos los papeles y pude obtener la visa!

Obviamente influyó la época del año: en julio, tardaron más de un mes en procesar todas las postulaciones que recibieron. En mi caso, en una semana ya estuvo lista. Ahora feliz con mi Visa Grant Number, sólo me queda viajar y empezar a disfrutarla!!!

Anuncios

Un comentario sobre “Pasos para sacar la Work & Holiday visa para Australia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s